Decorar los exteriores para disfrutarlos en invierno

Aunque con la llegada del frío apetezca menos disfrutar del jardín o de una terraza, con la decoración adecuada es posible aprovechar los momentos cálidos que nos ofrece el sol en esta época del año. Incluso en invierno se ha de disfrutar de los espacios exteriores de los que disponemos en nuestras casas, ya que, de vez en cuando, también apetece pasar un rato al aire libre.

¿Cómo decorar el exterior en invierno?

Disfrutar de la magia del invierno tiene un encanto especial, se buscan situaciones y espacios acogedores, se desea la tranquilidad y las personas se vuelven un poco más dispuestas a relacionarse. El invierno crea el sentimiento de hogar, de pareja, de familia, de intimidad o soledad.

Se han de elegir muebles con materiales resistentes al frío y la lluvia, como son la cerámica, el hierro forjado, el aluminio o la teka. Rodearse de plantas que resistan las temperaturas del invierno proporcionará una agradable sensación.

Un sofá o un sillón de un material impermeable especial para exteriores será el lugar más cómodo en el que disfrutar del invierno. Acompañados de mantas y cojines o estufas de exterior, pueden conseguir horas muy agradables y bucólicas, momentos especiales.

Un toldo o una carpa pueden proteger de la lluvia para disfrutar de nuestro jardín en cualquier momento del año pero, si no es posible utilizarlos, es necesario tener presente que es preferible cubrir algunos muebles con un plástico aunque estos sean impermeables. Se evitará que la humedad se instale en ellos y se podrán utilizar inmediatamente cuando cese la lluvia.