El microcemento sigue de moda

El microcemento es un material que llevo utilizando muchos años y sigue muy vigente en la actualidad. Es resistente, con un grosor mínimo, muy versátil y es ideal para reformas, ya que se puede instalar sobre los suelos existentes, permitiendo la reducción de los tiempos de ejecución de forma notable. Es totalmente impermeable,  de fácil mantenimiento y al no tener juntas, amplía visualmente el espacio aportando profundidad y un toque moderno.

Es frecuente que lo utilicemos en tiendas y restaurantes (por su dureza), y en paramentos horizontales y verticales de viviendas, pero es menos conocido que puede usarse como revestimiento prácticamente de cualquier soporte que se os ocurra (piscinas, estanterías, muebles…), con una amplísima gama de texturas y colores.

Como ejemplo esta imagen de un cuarto de baño con paredes en microcemento, con el que hicimos además la encimera y muebles del baño, creando piezas sencillas, con un toque industrial.

Eso sí, aunque hay muchas marcas comerciales os recomiendo sin duda A Vida y os invito a echar un vistazo a su web y redes sociales para que comprobéis todas las posibilidades para crear espacios únicos.